Toda la información y noticias relacionadas con el mundo de los tiburones: biología, ecología, pesca, conservación, etc., con especial atención a las especies presentes en aguas de Galicia.

martes, 7 de febrero de 2012

Qué es un tiburón

Pintarrojas (Scyliorhinus canicula) en la lonja de Riveira. (Foto: Toño Maño)
Hemos dicho cuándo surgieron los tiburones y hecho una lista de las especies presentes en aguas de Galicia, pero todavía no hemos explicado qué es exactamente un tiburón. Y la cosa no es baladí. La extraordinaria heterogeneidad del grupo a veces despista a muchas personas: qué tendrá que ver un gran tiburón blanco con una pintarroja. Pues mucho más de lo que parece. La mayor parte de las familias de tiburones existentes en la actualidad surgieron hace unos 150 millones de años, entre finales del Jurásico y el Cretácico, tiempo más que suficiente para que la Evolución haya podido experimentar a gusto con una amplia gama de formas, colores y tamaños dando lugar a una asombrosa variedad de especies.
Tiburón blanco (Carcharodon carcharias). Hembra de 5 m capturada en Australia.
Los tiburones son un grupo de peces que comparten, entre otras, las siguientes características:

1.- Poseen un esqueleto interno formado por cartílago en vez de hueso. El cartílago puede estar más o menos calcificado en aquellas zonas que deben soportar más presión física, como por ejemplo las mandíbulas.

2.- La piel es áspera y rugosa. No tiene escamas, sino que presenta un revestimiento a base de dentículos dérmicos. Básicamente se trata de unas diminutas escamas, también llamadas escamas placoideas, con una estructura similar a la de los dientes: dentina forrada de esmalte con una pulpa y pequeños vasos. Constan de una placa basal con la que se fijan a la piel, un pedúnculo y una corona con crestas o cúspides orientadas hacia la parte posterior del animal. De ahí que la piel de muchos tiburones como la tintorera tengan un tacto suave cuando pasamos la mano en el sentido cabeza-cola y muy rugoso en sentido inverso.

Dentículos dérmicos de una visera (Deania calcea) aumentados 100 veces.
Cada especie de tiburón tiene su propio modelo de dentículo dérmico, como se puede ver en esta imagen de cuatro muestras ampliadas de la piel de un jaquetón picudo (A), un tiburón martillo (B), un tiburón tigre (C) y un jaquetón de Milberto (D).
(Fuente: Florida Museum of Natural History)
3.- Carecen de vejiga natatoria. El control de la flotabilidad en los tiburones es una labor que se reparten diferentes órganos: las aletas, el cartílago (material más ligero que el hueso), y sobre todo el enorme hígado bilobulado, órgano hidrostático por excelencia, repleto de aceites más ligeros que el agua, particularmente el escualeno. Por término medio representa el 15% del peso total del animal pudiendo llegar, en no pocas especies, hasta el 25%.
4.- Fecundación interna. De manera similar a la de los mamíferos, los tiburones se reproducen mediante fecundación interna. Para ello los machos cuentan con un par de apéndices externos, los pterigópodos o penes, que durante la cópula introducen en la cloaca de la hembra (parece ser que el que usan con más frecuencia es el derecho, si bien ocasionalmente se ha constatado la utilización de los dos a la vez). Se trata de estructuras asurcadas formadas a partir de la modificación de los bordes internos de las aletas pélvicas.

Cailón (Lamna nasus), lonja de Riveira. (Foto: Toño Maño)
Distinguir entre machos y hembras de tiburón es, por tanto, sumamente fácil, como se puede comprobar en esta imagen.

5.- Finalmente, los tiburones presentan de cinco a siete pares de aberturas branquiales en posición lateral (Pleurotremata).

Detalle de la cabeza de una musola estrellada (Mustelus asterias) en la que se aprecian las cinco aberturas branquiales situadas delante de la aleta pectoral.
Este rasgo nos sirve para diferenciar a los tiburones de las rayas. Éstas tienen cinco pares de aberturas branquiales siempre en posición ventral (Hypotremata), como vemos en esta fotografía de un águila de mar (género Myliobatis).


CLASIFICACIÓN DE LOS TIBURONES

No se puede decir que exista todavía una versión definitiva de la clasificación de los condrictios, grupo que incluye a las quimeras, las rayas y los tiburones. El método tradicional de clasificación, basado fundamentalmente en estudios comparativos de carácter morfológico (cráneo, arcos branquiales, vértebras, dientes, etc.), está siendo revisado bajo la luz de nuevos y más sugerentes paradigmas sistemáticos, particularmente la biología molecular, gracias al vertiginoso desarrollo de herramientas de investigación cada vez más potentes.
Esta clasificación que proponemos aquí no es, por tanto, definitiva, ni debe considerarse en modo alguno "científica". Es una versión simplificada que sólo pretende aclarar algunas ideas.

Clase CHONDRICHTHYES: Condrictios, peces de esqueleto cartilaginoso.

- Subclase ELASMOBRANCHII:
Elasmobranquios, peces de esqueleto cartilaginoso cuyas aberturas branquiales no están cubiertas por un opérculo, sino por piel.

- - Superorden SELACHIMORPHA:
Seláceos, elasmobranquios con forma de tiburón: 5 hendiduras branquiales en posición lateral.
  • Orden Hexanchiformes
  • Orden Squaliformes
  • Orden Echinorhiniformes
  • Orden Squatiniformes
  • Orden Pristiophoriformes
  • Orden Heterodontiformes
  • Orden Lamniformes
  • Orden Orectolobiformes
  • Orden Carcharhiniformes

>> Véase a continuación los posts:
     Claves de los nueve órdenes de tiburones.
     Claves de los Squaliformes.
     Claves de los Lamniformes.
     Claves de los Carcharhiniformes.

___________________________________

No hay comentarios:

Publicar un comentario